domingo, 4 de diciembre de 2016



Fotos
 


Pertenezco a otro siglo,
comienzo a sostenerme en fotos.
Hay fotos que bordan como agujas finas el silencio
y nos reconcilian con la derrota
recamada en oro.
O nos torturan con los secretos que dispara la fiebre
de los ángeles.
Hay fotos de dientes de ojos de labios
que emprenden rutas imaginarias
por los pasillos anegados de entrañables insectos
perforadores.
Las fotos de espaldas a la cámara
proyectan miradas al vacío
pasan por ellas remolinos,
piedras vivas y cigarras que devoran espigas
pasan años, pasan siglos y la espalda sigue ahí
el color sepia es incapaz de descifrar
las espirales del aire desahuciado
en el muro de contención de unos hombros.

                                                                       
            

Publicar un comentario en la entrada