sábado, 19 de noviembre de 2016




WENDY VIAJA EN METRO


Estabas ahí con un abrigo teja
travestida por las ojeras
gorda como un colono rico
sin ases en el bolsillo/
plan b en las costuras
....
Vomitas para expulsar tus demonios
el bucle de agonía no se detiene.
Dejaste tu traje de Wendy
en un pasillo de Nunca Jamás
que se parece al metro
-Peter sigue conservado en naftalina
y aún así, tan adorable-
Me pregunto qué te traes entre solapas
qué esconde tu abrigo teja
y todos los abrigos;
si estás de regreso y si el miedo
se quedó pegado a tu labio en catarata.
Has perdido la menta fresca, los jazmines
tu cuello derrama opaco la profecía de sangre
de la yugular.
Flor estrábica.
A veces flaqueas en mayos somnolientos
a veces insinúas un tranvía que va escalando
lisboas.
Publicar un comentario en la entrada